sábado, 3 de noviembre de 2018

Openshot


(Imagen: Manual de Openshot video editor).

Openshot es nuestro editor de vídeo favorito.
Potente y sencillo a la vez, nos permite crear todo tipo de vídeos, desde las más sencillas presentaciones de fotos con música, hasta vídeos con efectos como slowmotion, subtítulos, transiciones, pantallas dobles, etc.

Está disponible para descargar de forma gratuita para linux, mac y windows desde su página web (para linux lo encontramos también directamente en los repositorios de la distribución que utilicemos).

Nosotros hemos estado usando la versión 1.3, que es la que está en los repositorios de Debian 8 jessie. La más actual es la 2.4.

Pese a que la edición de vídeo es una de las tareas que requiere más recursos de hardware, Openshot es bastante discreto, así nosotros lo venimos usando en un equipo con Pentium Core con 2 Gb de RAM, con Debian 8 Mate, si bien es verdad que en equipos más potentes va mejor.

Una de las ventajas que tiene aparte de su facilidad de uso es que no da problemas con los formatos de vídeo. Admite entradas de cualquier tipo y lo que hacemos lo exportamos formato .avi y se ve en cualquier equipo o dispositivo móvil.

En el siguiente enlace oficial hay un completo Manual de uso (en inglés). Aparte en la red hay muchos recursos en español como este tutorial "Aprenda a manejar Openshot en cinco minutos" y este Foro de usuarios de Openshot en  español. También encontraremos una muy buena ayuda en el Manual de Openshot video editor v 1.3 (en español).


Lo esencial de Openshot:

1. Es muy útil ser un poco ordenados y tener todos los archivos que vamos a usar (audio, vídeo, imágenes) localizados en una misma carpeta, donde guardaremos también nuestro proyecto. Durante el tiempo que dure la edición de nuestro vídeo no los moveremos de ahí, porque si no Openshot se volverá loco buscándolos y dará fallos. Si son muchos es mejor dedicar primero algún tiempo a renombrarlos para localizarlos rápidamente.

2. Dale un nombre al proyecto y luego guárdalo frecuentemente (archivo - guardar proyecto), así podremos seguir trabajando con él más adelante.

3. Ve colocando los archivos que vas a usar añadiéndolos al proyecto (archivo - importar archivos).

4. Arrastra los archivos desde el panel de arriba a la izquierda a las pistas de la línea de tiempo.

5. Las pistas de pueden mover hacia arriba o hacia abajo (eso supone que los elementos que haya en ellas quedarán por encima o por debajo de los que hay en las demás pistas y según el caso, podrán quedar tapados o tapar a otros), así como añadir más si hace falta o eliminarlas.

6. Para crear subtítulos lo más socorrido es seguir esta secuencia: título - título - pie 2 - (nombrar el subtítulo, cada uno es un archivo que lleva un nombre) - línea 1 (escribir ahí el texto del subtítulo) - guardar. Luego veremos que se ha añadido un archivo al panel superior izquierdo donde está todo el material que hemos ido importando. Hay que colocar el archivo del subtítulo en la línea del tiempo, encima de la secuencia de vídeo o de la imagen que corresponda (en una pista aparte). Hay que tener en cuenta que no se dispone de mucho espacio, habrá que crear tantos archivos de subtítulos como haga falta. Hay que tener en cuenta también que si se hacen demasiados se dificultará su lectura. aquí empieza el arte de subtitular, resumir, quitar lo no imprescindible, cuidar la ortografía...

7. En el panel superior derecho hay un reproductor de vídeo con el que podemos ir visualizado lo que vamos haciendo (tiene botones de play, atrás, adelante).

8. Si lo necesitamos, podemos estirar o encoger la línea de tiempo de modo que nos sea más fácil ajustar los materiales (en particular los subtítulos han de estar en su sitio, claro, y no digamos ya si doblamos voces con un archivo de audio sobre uno de vídeo - algo muy útil si el vídeo tiene el sonido muy bajo). Para ello usamos los controles (+) y (-) y veremos que nos aparece a la derecha el número de segundos que hay por cada marca de la línea de tiempo (me parece que por defecto es 8).

9. Cuando terminemos el vídeo hay que exportarlo para que se pueda ver en cualquier dispositivo (PC, móvil, tablet...). Lo más sencillo es siguiendo estos pasos:

archivo
exportar vídeo
(ponerle nombre)
Objetivo: MP4 Xvid
Calidad: Alta
Exportar vídeo.

Nota:

Y, bueno, como no todo van a ser alegrías en la casa del pobre, hay que reconocer, para ser sinceros y transparentes y a fin de cuentas no tan malas personas, que, a veces, en los equipos con pocos recursos (al menos con la versión que usamos), Openshot se traba, se china, se estampa, se peta, se bloquea (y bloquea de paso todo el equipo y se pierde todo el trabajo). Para evitar tal desgracia, sobre todo si llevamos mucho rato con un proyecto, es más que recomendable de vez en cuando pulsar Ctrl+S para guardarlo todo y poder seguir tras un reinicio. En caso de bloqueo, en Debian procederemos como sigue:

Alt+F2
pkill -kill -u usuario

(sustituyendo la palabra "usuario" por el nombre de usuario que tengamos).
Con ello volvemos a abrir Openshot y seguimos por donde íbamos en el último Ctrl+S que hayamos tecleado.

Este fallo aparece ocasionalmente después de activar la vista previa.

En Windows y en Mac, ni idea de si pasa esto o no.


No hay comentarios:

Publicar un comentario